Las 5 grandes ventajas del microcemento

Vale para todo

Pocas cosas en esta vida pueden etiquetarse así, pero el microcemento te servirá para revestir suelos, paredes, baños cocinas, salones, dormitorios… cualquier estancia puede ser transformada gracias a este producto.

No tiene enemigos

Aplícalo sobre baldosas, yeso, pladur, terrazo… Sí, así de sencillo. Si quieres renovar tu cocina o tu baño, no es necesario que te molestes en quitar primero las antiguas baldosas. Puedes revestirlas con el microcemento directamente. Más fácil, más rápido, y más económico.

El color es infinito

Sí, piensa en un color. ¿Lo tienes ya en tu mente? Pues ese color puedes conseguirlo gracias a la versalitilidad del microcemento. En nuestra tienda de microcemento, encontrarás los colores más habituales, pero podemos preparar un color personalizado para ti. Solo para ti.

El poder del silencio

Revestir una superficie de microcemento es una tarea sin ruidos, a diferencia de lo que ocurre con otros materiales como las baldosas, el mármol o incluso la madera. Esto resulta una gran ventaja en el caso de reformas parciales de viviendas particulares.

Soy un tipo duro, y lo sabes

El microcemento es un material muy resistente al tránsito y al agua. De hecho, existen microcementos específicos para suelos de alto tránsito, como locales comerciales. Asimismo, existen microcementos especialmente concebidos para revestir piscinas o fachadas de edificios.